Neil Hannon y su Divina Comedia

Neil Hannon

Neil Hannon

Nuestra intuición nos entrega a menudo llaves que debemos saber cuando es preciso utilizar. Esas llaves pueden abrir puertas a inmensas estancias donde podemos encontrar fuentes de regocijo para nuestro espíritu.

Aquella lluviosa noche de finales de Septiembre, hace unos quince años, enmarcado dentro del BAM, había un concierto gratuito de un grupo que en aquel momento desconocía: The Divine Comedy.

Cuando salíamos del Metro para acudir al concierto, caía una trompa de agua impresionante. Por un momento, dudé si seguir adelante o no. Con toda aquella agua, posiblemente lo habrían cancelado. Pensé en la reseña tan buena que había leído en una revista musical de confianza y me dije: adelante, al menos lo probaremos. La búsqueda de la belleza había ganado el pulso a la razón.

Por suerte, llevábamos un paraguas que cubriría al menos nuestras cabezas. Evidentemente el resto, pantalones para abajo, quedó calado de agua hasta los huesos. El concierto, por suerte(?), no había sido cancelado y allí, delante del escenario, estábamos unas pocas decenas de valientes aguantando el chaparrón. Neil Hannon tocaba prácticamente en exclusiva para nosotros: una tras otra fueron sonando canciones que enamoraban.

En cierto momento, a la mitad del concierto, dejó de llover. Y aparecieron de golpe cientos de personas que habían estado mucho más atrás, resguardados de la intensa lluvia en refugios que me habían pasado desapercibidos. Neil Hannon esperó a que avanzaran y sonriendo preguntó: ¿donde habíais estado durante toda mi vida?

La vida tiene momentos mágicos y aquel fue uno de ellos: aquella noche todos volamos por encima de las notas de esta canción. Y, Neil, ahora sí puedo contestarte: todos habíamos estado allí durante toda nuestra vida.

Sentir toda aquella magia mientras abrazas a tu pareja, compartir aquella fascinación con alguien realmente especial bajo el amparo de un paraguas, es algo que queda profundamente grabado en tu memoria. Es algo que podremos dejar de recordar pero que nunca olvidaremos.

Divina Comedia

Divina Comedia

La divinidad está en ti, no en conceptos o en libros. (Herman Hesse)

Acerca de xavier

No hay nada nuevo bajo el sol

Publicado el agosto 15, 2011 en Relato, Reseñas y etiquetado en , . Guarda el enlace permanente. Comentarios desactivados en Neil Hannon y su Divina Comedia.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: