Un punto de vista sobre la crisis

Crisis: un punto de vista total

En este artículo inicial hablábamos del origen etimológico de la crisis y de como hemos olvidado su sentido positivo y enfatizado reiteradamente el negativo.

Crisis hay de diversos tipos, a nivel colectivo:

  • concierne a la situación de la economía a nivel local o global.
  • atañe a los valores comunes de la sociedad en la que vivimos.

a nivel individual:

  • afecta a nuestra situación laboral o financiera.
  • es causada por la rotura de alguna relación (conyugal,  familiar, de amistad…)
  • hace tambalear los valores o los objetivos personales.
  • aqueja nuestra salud: este tipo de crisis suele ser bastante drástica, o se sale, o no se sale de ella con vida.

De hecho, es evidente que las colectivas suelen tener un gran impacto sobre las individuales, aunque no es menos cierto que la crisis de valores del individuo es la semilla para la crisis colectiva en cualquiera de sus facetas. Si no, fijémonos en como la avaricia ha escalado posiciones a nivel individual en los últimos tiempos. Aunque todos conocíamos un aforismo que reza  “la avaricia rompe el saco” nadie lo tuvo en cuenta y la conclusión fue una crisis financiera mundial que aun estamos pagando. ¿Pero dónde estaba el origen?

Puede parecer bastante obvio, pero ante cualquier crisis, tan solo hay tres opciones:

  1. Si todavía no ha llegado, preverla: Más vale prevenir que curar.
  2. Si ya ha llegado y la hemos sobrevivido, afrontarla de la mejor forma posible: Todo sirve para algo.
  3. Si llegó y no pudimos sobrevivirla: Cuando la crisis es el punto final.

Acerca de xavier

No hay nada nuevo bajo el sol

Publicado el julio 22, 2011 en Artículos, Recopilación y etiquetado en , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

A %d blogueros les gusta esto: